Archivos para 12 junio, 2012



Se realizó el Plantón en Berlín, por la llegada del presidente Humala, en el cual participaron algunos representantes de instituciones políticas y culturales tanto de peruanos como de alemanes conscientes de la gravedad de lo que viene ocurriendo en el Perú, y dando su apoyo Internacionalista y Solidario a los pueblos Celendín, Bambamarca en Cajamarca, y Espinar en el Cusco.

Este acto se realizó, al frente del Ministerio de Economía y Tecnología de Alemania, situado en la calle Breitestr. N°  29, en Berlín-Mitte, en donde el presidente Humala Tasso sostuvo una reunión con el Ministro de Economía y Tecnología, Philipp Rösler.

Los activistas, ante la presencia del presidente peruano, dejaron oír el coro de sus voces para expresar a Humala Tasso, su rechazo a las medidas entreguistas a favor de empresas extranjeras, su rechazo a la represión y criminalización de la protesta en dichas regiones y dando su apoyo a las demandas de los pueblos cajamarquinos y cusqueños que luchan combativamente en defensa el medio ambiente. También exigieron el cumplimiento de sus promesas electorales, por las cuales fue eleguido presidente del Perú.

Los manifestates rechazaron  la contaminación ambiental por parte de las empresas mineras Yanacocha y Xstrata respectivamente, y ello lo hicieron ver en sus pancartas y carteles. Los manifestantes también rechazaron la parcialización del gobierno con las empresas mineras y los métodos montesinistas que se vienen aplicando como control de la prensa, del poder judicial,  y del encarcelamiento injusto de muchos de los dirigentes y autoridades locales que se oponen a las medidas indignas.

En  la Revista /Die andere Sicht aus und über Lateinamerika (La otra cara de y sobre la América Latina), un vocero berlinés que trata temas de economía, política, cultura y de compromiso social (zu Wirtschaft, Politik, Kultur und sozialem Engagement), ha salido dos artículos el día lunes 11.06.2012, sobre las Preocupaciones sobre la violencia en el Perú, y pedido al gobierno alemán (Sorge über Gewalt in Peru – Appell an Bundesregierung); y hay también una Carta abierta a la Canciller de Alemania Angela Merkel, con motivo de la visita del presidente Humala en Alemania (Offener Brief anläßlich des Staatsbesuchs des peruanischen Präsidenten Ollanta Humala in Deutschland, el 12. Juni 2012.)

En esta última carta, se hace ver la preocupación sobre los actuales sucesos que se viven en el Perú, ante la visita de Humala. Se explica, que el Perú, es un país riquisimo en materias primas, pero que este intensivo trabajo en las minas va sobre cadáveres. (Peru ist ein Land mit reichen Rohstoffvorkommen und intensiver Bergbautätigkeit , doch dabei wird zum Teil über Leichen gegangen!)

También se le hace referencia al Estado de sitio que viven algunas provincias del Cusco, y la muerte de 5 personas causada por la violencia de la acción policial. Las demandas populares y sus manifestaciones van contra la firma  Xstrata (Schweiz-England) y contra su producción no social. (Fünf Tote gab es am 2.6.2012 durch einen Polizeieinsatz gegen die demonstrierende Bevölkerung in der Provinz Espinar (Dpt. Cusco). Diese Demonstration richtete sich gegen die Firma Xstrata (Schweiz-England) und ihre umweltschädigende und unsoziale Produktion).

Se hace mensión que el Alcalde de la provincia de Espinar, Oscar Mollohuanca, así como otras personas han castigasdos y preventivamente están sufriendo prisiones.

(Ausserdem wurden der Bürgermeister der Provinz Espinar, Oscar Mollohuanca, sowie weitere Personen dabei verprügelt und sogar “präventiv” in ein Gefängnis verbracht.)

A esta carta, se han sumado una serie de organizaciones y personalidades tanto peruanas como alemanas, exigiendo las demandas de diálogo de la población.

!La solidaridad es la ternura de los pueblos! -Ernesto Che Guavara-

por José Pablo Quevedo

Más informaciones:

http://amerika21.de/meldung/2012/06/52467/peru-gewalt-appell

http://www.ila-bonn.de/lateinamerika/home.htm (con un link para leer la carta a la tía Angela)

http://amerika21.de/meldung/2012/06/52608/pazifik-allianz

Fuente: MeloPoeFant, Berlín, 12/6/2012


Siguen movilizándose delegaciones de toda la región de Cajamarca por las principales calles de la ciudad.

Carlos Reyna

Carlos Reyna

Por la magnitud de la oposición cajamarquina al proyecto Conga, el despliegue policial viene siendo de tal dimensión que existe un alto riesgo de que puedan desatarse episodios de violencia descontrolada.

Una derivación de ese tipo afectaría altamente la imagen del gobierno. De hecho, la manera como la prensa extranjera está cubriendo el conflicto no es  muy grata. Hace poco el diario inglés The Guardian señaló que “está continuando la agresiva política de su predecesor” contra los pueblos indígenas. Es obvio que ser un continuador de Alan García, en esta materia, no es un elogio.

La misma imagen de las empresas socias del proyecto también se vería afectada. Por ello, la propia Newmont habría expresado inquietud respecto a su involucramiento con un proyecto en cuyo inicio hay un Estado de Emergencia y mucha policía.

Lo que pasa es que los bancos financistas de empresas mineras transnacionales exigen que sus proyectos cumplan, por lo menos en cierto grado, con la llamada licencia social para que parezcan viables. Y lo que está ocurriendo en Cajamarca es todo lo contrario a licencia social.
Ha habido, en el pasado reciente, otros proyectos que provocaron un alto rechazo social y que, por esa razón, para evitar desenlaces fuera de control tuvieron que ser suspendidos. Tambogrande, Río Quilish, Majaz, Tía María, entre otros.

No se suspendieron solo porque hubiera rechazo social, sino porque en el curso de la controversia se demostró que los famosos estudios de impacto ambiental estuvieron mal hechos y que las empresas manejaban muy mal sus relaciones con las comunidades, razones que justamente abonaban al descontento de la gente.

En el caso de Conga, hay reportajes bastantes convincentes que muestran que el consorcio interesado ha sido muy poco transparente en sus comunicaciones con las comunidades.

Pero no solo eso, el propio peritaje internacional contratado por el gobierno planteó modificaciones ambientales tan importantes al proyecto que es, en sí mismo, una evidencia de que en este caso el estudio de impacto ambiental también estuvo mal hecho.

Además, mientras en los otros casos de suspensión de proyectos mineros se trató de resistencias populares más o menos localizadas, en el caso de Conga el rechazo abarca por lo menos varias provincias de Cajamarca y varias expresiones de solidaridad en diversos puntos del país.

De manera que persistir en que se ejecute el proyecto Conga, aparte de arriesgar una agudización del conflicto,  o una imagen poco grata en la prensa internacional, también puede hacer caer la aprobación pública del gobierno, especialmente en las regiones. Por algo, la candidata 2016, Keiko Fujimori, tiene interés en que continúen Conga y el Premier Valdez.

El pragmatismo –llamémoslo así– de Ollanta Humala le deparó varios logros políticos durante su trayectoria, al saber reconocer qué cosa, en ciertas circunstancias, podía funcionar bien para él.  Conga, hasta la fecha, sólo lo desgasta.

Fuente: La República


Descanso. Manifestantes hacen un alto en protestas ante la iglesia San Francisco, en cuya plaza en la práctica conviven.Decididos. Campesinos aseguran que no volverán a sus tierras hasta que sean escuchados, Paro lleva varios días y es un duro golpe para comercio y el turismo.

Edgar Jara. Cajamarca/

Un plato de frejoles, arroz y refresco no saciará el hambre de los campesinos que han preferido dejar a su familia y su trabajo y se han instalado en esta capital, pero sin duda servirá para recomponer fuerzas y alistarse para la jornada del día siguiente en su reclamo para que no se concrete el proyecto Conga.
“Solo falta mi mujer”, dice un bambamarquino apenas llegado de su tierra y suelta una carcajada que es celebrada por sus compañeros mientras da cuenta del almuerzo frugal.

El caso grafica lo bien que tratan de sentirse, alojados en el amplio patio de la Iglesia San Francisco, donde, desde el 31 de mayo (día del inicio del paro indefinido), viven literalmente miles de comuneros de las provincias de Celendín, Chota, Hualgayoc, Jaén, San Marcos y otros distritos.

Inmensas ollas bajo el fuego del leño en improvisadas cocinas, curtidas mujeres diariamente preparan el menú del día para atender a los visitantes con los alimentos que la solidaridad del pueblo les dispensa, apilando costales de papas y toda clase de pan llevar que reúnen. Sienten que su esfuerzo es compensado en su  defensa del agua.

Los comuneros actúan  como ronderos, mientras unos marchan por las calles en un ritual, otros van formando largas filas con la seguridad.

Nadie puede especular cuánto tiempo durará la protesta de esta gente mayoritariamente campesina acostumbrada al sufrimiento que descongela el corazón más indiferente de algunos que llegan con su aporte voluntario para que no se caiga la protesta. Tienen la esperanzad de que el Presidente recuerde la promesa que les hizo.

Desconfiados al máximo, un joven pretende impedir a gritos que grafiquemos la inmensa carpa de plástico que sirve para que cientos puedan alcanzar el sueño. Otros, más afortunados, tienen su carpa personal, y los más olvidados utilizan la proporcionada por el gobierno regional.

“De aquí no nos movemos hasta que el gobierno declare inviable a Conga. Somos un pueblo digno que no se vende a los poderosos”, dice un hombre entrado en años que, ataviado con su poncho y llevando la alforja sobre el hombro, nos despide pidiendo que digamos la verdad. Eso acostumbra hacer  La República, le respondemos.

La otra cara de Jano

Las marchas pacíficas de los manifestantes, los enfrentamientos policiales con los universitarios, negocios que cierran sus puertas apenas divisan el gentío, la prensa que debe soportar los insultos de los extremistas, el bloqueo de pistas, y la queja de un buen sector de la población para que este conflicto se resuelva son la constante en esta ciudad que ha dejado su habitual tranquilidad para vivir a salto de mata, pese a la impresión inicial de que no pasa nada. Es una tensa calma, pues la protesta puede alcanzar una magnitud mayor.

El paro indefinido ha trastocado la vida de la gente y afecta el comercio y el turismo. Hay quienes claman que se ponga  punto final a este clima enrarecido que ha perjudicado económicamente a todos, desde el comerciante de verduras hasta el dueño de los negocios más lucrativos. Mientras unos mantienen sus reclamos, otros no están muy optimistas; sin embargo, están unidos por su oposición al proyecto Conga.

Cámara de Comercio de Cajamarca denuncia pérdida económica

 Fuente La República

El paro indefinido contra Conga ocasiona la pérdida de un millón de soles al día en la provincia de Cajamarca, dijo el presidente de la Cámara de Comercio, Jorge Vergara.

Los más perjudicados son los pequeños y micro empresarios. Vergara anotó que 200 mil litros de leche que se producen en el día corren el riesgo de no ser comercializados ante bloqueo de vías.

Mientras esto ocurre, organizaciones sociales de la provincia ayacuchana de Páucar del Sarasara, donde nacieron los ancestros del presidente Ollanta Humala, expresaron su solidaridad con el paro de Cajamarca.
Los comuneros dijeron que ellos también están en peligro debido a dos proyectos mineros ubicados, igual, en cabeceras de cuenca.


Represión de policía a estudiantes universitarios

Los pobladores de 72 caseríos del distrito cajamarquino de Baños del Inca se plegaron al paro indefinido en rechazo al proyecto Conga y en masiva movilización que ocupó los dos carriles de la vía llegaron hasta la plaza de armas de la ciudad de Cajamarca.

A la cabeza de la marcha estuvieron el alcalde Jesús Julca, el presidente del Frente de Defensa de Baños del Inca, Francisco Gutiérrez; tenientes gobernadores de los caseríos y alcaldes de Centros Poblados.
A lo largo de los 10 kilómetros que separa Baños del Inca del centro de la ciudad, los manifestantes gritaron una serie de consignas contra el gobierno central.

A la altura de la sede de la Universidad Nacional  de Cajamarca se les unieron pobladores que llegaron desde Otuzco, hecho que elevó aún más el ánimo de los protestantes.

La movilización concluyó con un plantón en la puerta de la Gobernación de la ciudad de Cajamarca.


Carta abierta a Ollanta Humala

Solidaridad con las comunidades, rondas campesinas, y pueblo de Cajamarca

Señor Ollanta Humala Tasso

Presidente de la República de Perú

Frente a la creciente represión, criminalización y militarización de las que son víctima el pueblo de Cajamarca, las organizaciones peruanas, latinoamericanas y belgas, debajo firmantes nos dirigimos a Ud. para expresarle lo siguiente:

Respaldamos al pueblo de Cajamarca en su lucha contra el megaproyecto Minas Conga de la empresa norteamericana Newmont Mining Corporation-Minera Yanacocha, lucha que consideramos digna y legítima. Como ya es de conocimiento público dicho megaproyecto destruiría lagunas, cabeceras de cuenca y pondría en riesgo el equilibrio ecológico de la región, equilibrio indispensable para la conservación de la Vida y el desarrollo de las comunidades directamente afectadas.

Denunciamos que dicho megaproyecto viola en Convenio 169 de la Organización del Trabajo, ya que no respeta el derecho de las comunidades y rondas campesinas a decidir de sus propias formas de desarrollo. Estas comunidades han manifestado reiteradamente su decisión de optar principalmente por actividades agrícolas y ganaderas, en mayor acorde con su principios de organización social y económica. Así mismo, el megaproyecto Minas Conga no ha sido objeto de ninguna consulta previa, libre e informada como lo requiere la normativa  internacional ya citada.

Rechazamos enérgicamente la persecución que el Estado peruano viene ejerciendo en contra de los líderes de las comunidades y rondas campesinas, líderes ambientalistas, y autoridades locales que han decidido escuchar la voz del pueblo y defender el medioambiente, el territorio, el agua, la Vida. No más criminalización de la protesta social.

Por último, rechazamos la actual orientación de su gobierno que no hace más que profundizar el modelo neoliberal, extractivista y primario-exportador que ha imperado en el Perú desde el periodo colonial, traicionando así su promesa de Gran Transformación en favor de lo excluidos y oprimidos del país.
Bruselas, junio del 2012.
Firmantes: Asociación El Andino, Comité de Solidaridad con el Pueblo Mapuche (Comabe), Asociacion de Refugiados de Latinoamerica y del Caribe (ARLAC).

(más…)


GRAVE DENUNCIA…INDIGNANTE!!..

Varias personas entre ellas ronderos de Celendín, comprobaron hoy que un grupo de militares que supuestamente “custodiaban” el reservorio de agua potable de Celendín, estaban usando estas instalaciones para su recreación (piscina), así como para lavar su ropa y en el colmo del irrespeto a este pueblo era usado como letrina. Esto ha causado la indignación de todo el pueblo que hoy salió masivamente en especial los maestros celendinos. La denuncia ya se la presentó a la fiscalía de prevención del delito de Celendín. Con arengas “que se vayan” cientos de manifestantes marcharon hasta las oficinas de la Fiscalía y dejaron sentir su malestar al sr. fiscal quien ofreció sus buenos oficios para solucionar este abuso por parte de los militares acantonados en esta ciudad.

Fuente: VOCEPAL – Celendin De Pie Voces Celendinas – https://www.facebook.com/profile.php?id=100003888527467


LIMA – El congresista Víctor Andrés García Belaúnde se mostró en desacuerdo con la detención del alcalde de Espinar, Óscar Mollohuanca, pues a su parecer dicha detención fue una provocación del Estado.

“Creo que es una provocación del Estado arrestar a una autoridad en pleno conflicto, no digo que sea inocente, probablemente sea culpable de muchas cosas y habrá que juzgarlo más adelante. Todos sabemos cómo funciona la justicias en el Perú y en esta caso la justicia ha actuado de manera rápida y efectiva, lo que llama la atención. Más que una detención judicial cualquiera parecería que es una detención política y eso me preocupa” dijo Vitocho a radio Exitosa.

Fuente: Diario Correo


LIMA – Iba a ocuparme de los recientes disparates del analista gringo Levitsky, pero hay temas de mayor peso que las románticas disquisiciones de café de un caviar teórico de pizarrón que nos sermonea desde un mullido sillón en Harvard. ¡Gravísima esta revelación de que la Fiscalía y un juez, con la benevolencia del presidente del Congreso, hayan autorizado que la Policía espíe nada menos que a un congresista de la República (ya me imagino como estaría aullando la izquierda si este atropello le hubiera sucedido a JDC o a la Villarán)! Aún en casos de terrorismo y narcotráfico sería muy debatible que algo así se apruebe.

Un congresista -por más que el Legislativo ande tan devaluado en su imagen- no es cualquier fulano. Es nada menos que un integrante de uno de los tres poderes básicos del Estado moderno, electo por la ciudadanía para que le represente, poseedor de inmunidad y creador de leyes. Mal entonces puede aceptarse que los otros poderes instiguen a que la Policía fisgonee en sus comunicaciones y menos aún que -algo insólito e inadmisible- el propio titular del Congreso apañe esto, sea por acción u omisión. Estamos nada menos que frente a un inmenso escándalo constitucional, de las dimensiones de un “Watergate”, cuando el Ejecutivo yanqui bajo Nixon organizó un grupo de tareas para espiar en la sede del Partido Demócrata.

Para empezar, la jueza Carmen Arias y el fiscal William Montes deben irse a sus casas inmediatamente. Pero tampoco se trata de que los peces chicos paguen solos las consecuencias de las decisiones de aquellos jefes que le dieron luz verde a este engendro. Así, otra baja -ineludible, ineludible, ineludible- a corto plazo es la del titular de la Fiscalía, José Luis Peláez, mientras que el titular del PJ San Martín nos debe por lo menos una muy buena explicación si quiere salvar el cuello. Lo mismo debe hacer el ministro de Comercio Exterior, José Luis Silva, que también debería dejar ipso facto el cargo de descubrirse que él haya tenido algo que ver con esta barbaridad antidemocrática.

Y en cuanto a responsabilidades políticas, Daniel Abugattás debería bajar al llano por haber permitido este exceso y no haber defendido ni sus fueros ni a sus colegas, además de pasar por las comisiones de Ética y Constitucional para dirimir sus responsabilidades. Es que después de esto ya no es digno de permanecer en la presidencia del Congreso.

No exagero; esto es gravísimo. Desde el montesinismo que no hemos visto una infracción tan seria contra el orden democrático. ¡Espiar desde el Estado a un congresista! Mal haría la oposición congresal en dejar que esto pase por agua tibia. Y que ya de una vez se legisle para acabar con este festín de los chuponeos, por más que algunos engreídos coleguitas pataleen.

-Veamos otros dos temas no menos graves que están pasando desapercibidos. Uno es que tras más de tres años hemos registrado por primera vez un déficit comercial, básicamente más por una caída en la producción de oro (se embarcó 34%) y cobre que por la baja de precios de estos metales. Ya los boicots de los rojos contra una ampliación de más minas (desde Quilish a Tía María y Conga) para tomarle el relevo a las que se agotan nos está comenzando a pasar factura y la afluencia de dólares a nuestro país podría revertirse. Otra noticia preocupante es la advertencia de la consultora Macroconsult respecto a que la manufactura no primaria (12% del PBI y generadora del mejor empleo formal) no ha crecido desde hace siete meses, con una caída muy fuerte en textiles por menor demanda externa. Perdemos fuelle…

Sujetos perversos como el cura Arana y Santos nos van a terminar costando un desbalance comercial crónico, lo que va a acabar con nuestro sano crecimiento económico. Qué maldición son los rojos para el país…


Por: Javier Torres – Diario16
Al cumplirse los doce días del paro indefinido en Cajamarca, convocado por el Comité de Lucha que encabezan el presidente regional Gregorio Santos y el líder de Tierra y Libertad, Marco Arana, la preocupación crece conforme se ve que desde el gobierno nacional sencillamente se ha perdido toda iniciativa al respecto, salvo la de judicializar el conflicto con denuncias de todo tipo a quienes conducen la protesta.

Frente a ello comienzan a circular propuestas como la de Gustavo Guerra García que proponía el establecimiento de una comisión mediadora, una suerte de junta de notables con César Villanueva, Beatriz Merino, Gastón Garatea y el ministro del Ambiente, Manuel Pulgar-Vidal; mientras otros como Salomón Lerner Ghitis y Nelson Manrique consideran que hay que hacer un referéndum en Cajamarca –algo que el gobierno regional planteó en su momento– para que se pueda terminar con el conflicto.

Propuestas bien intencionadas, pero que parecen no tener sustento debido a la poca disposición al diálogo que tienen las partes involucradas y porque olvidan que luego de la presentación del ya olvidado peritaje internacional, el presidente Ollanta Humala, mostrando la poca claridad del gobierno frente al tema, dejó la solución del problema en manos de la Minera Yanacocha, cosa que el primer ministro Valdés nos ha recordado en más de una ocasión. El problema es que la empresa tampoco termina de tomar una decisión o hacerla pública, ya que teme las consecuencias de la misma.

En ese sentido, el conflicto Conga aparece a los ojos de cualquier observador sensato en un punto muerto, donde las posiciones de los actores no van a cambiar, y donde la palabra “diálogo” es considerada una mala palabra, mostrando una inflexibilidad que se retroalimenta día a día con declaraciones cada vez más torpes de ambos lados, como las que hizo Gregorio Santos sugiriendo la vacancia del presidente Humala o las del primer ministro, que en una entrevista televisiva sobre los conflictos de Conga y Espinar ha dicho que el presidente Humala tiene que “olvidarse de sus ofertas electorales y gobernar para el 100% de los peruanos”.

Vistas así las cosas, lo más probable es que el conflicto termine cuando la empresa anuncie, finalmente, la postergación del proyecto, lo que terminará dándole una victoria a Gregorio Santos, luego de la cual tendrá que comenzar a dedicarse a la descuidada gestión que viene desarrollando, si es que antes no es vacado en razón de alguna de las denuncias en su contra, así como a competir por una probable candidatura presidencial con su actual socio Marco Arana.

Mientras que para el gobierno nacional dicha decisión será una derrota política, pero a la vez la oportunidad de licenciar definitivamente y para siempre de la política peruana al torpe primer ministro Valdés, y quizá, la última oportunidad que le quede al presidente Humala para definir en qué consiste exactamente –con normas y decretos y no con frases sueltas y tuiteos- la nueva política de la minería responsable, en especial en Cajamarca donde hay varios proyectos mineros en espera del desenlace del conflicto.

Aunque pueda resultar ingenuo pensar que las cosas sucederán así, las empresas Newmont y Buenaventura deben entender que si realmente les interesa el futuro minero del Perú tendrían que tomar la decisión lo más pronto posible, ya que de lo contrario no solo perderán este negocio, sino que terminarán sepultando, con la ayuda del primer ministro Valdés, a toda la industria minera en el Perú.


Por: Jaime Padilla Abanto (Blog Balcon Interiror)- Panorama Cajamarquino 
Una gran cantidad de policías llegaron a Cajamarca en medio de un conflicto. Fuerzas del orden –algunos dicen que del desorden- de todas partes del Perú arribaron en caravanas a una ciudad que no entendía bien qué pasaba al ver a tantos militares juntos. Militares y gendarmes se distribuyeron, según las necesidades, por distintas ciudades de la región.

Ese grupo de peruanos se afincó en donde pudo, algunos en escuelas, otros en coliseos, comisarías, hoteles; llegaron a cumplir una misión, como tanta otra gente que llegó de otros lugares a cumplir su propia misión. A veces se encontraban frente a frente y se miraban largamente como odiándose, desconfiados. Al final, humanos como cualquiera y además forasteros en tierra ajena, todos se encontraron. Todos peruanos. A veces se reunían para ver perder a la selección de Perú y todos gritaban los pocos goles – la mayoría de veces autogoles – que Perú anotaba en arcos contrarios; y sufrían con las tantas veces que la red del arco peruano se agitaba por los goles que le metían. Y se entristecían cuando la selección peruana perdía –que era casi siempre-, todos sufrían por igual porque sus almas era una camiseta bicolor en esas circunstancias.

Esa gran cantidad de policías y militares tuvieron que quedarse muchos días en distintas bases, y empezaron a sociabilizar, a buscar entre la gente un espacio, a degustar comidas nuevas y ver paisajes nuevos, horizontes distintos, fascinados o entristecidos. El hombre es un animal de costumbres y uno se acostumbra a todo, ellos también acabaron acostumbrándose – Como sucedió hace más de un siglo cuando los chilenos nos invadieron en medio de una guerra y después que esta pasó, algunos de ellos ya no quisieron volver a su país y se quedaron en nuestra patria y tuvieron familia, hicieron una vida y se enterraron aquí-

La gente de los pueblos por su parte, empezó a acostumbrarse a ver a los policías y soldados con sus verduscos trajes y su hablar procaz, a mirarlos sin sentir fastidio, a darse cuenta que eran tan humanos como cualquiera o que por las noches miraban las estrellas pensando en la distancia que los separaba de los suyos y que cada vez que podían buscaban una cabina telefónica o de Internet para contarle a su familia en dónde estaban y cómo era la gente de esos lugares.

Los domingos, que son los días cuando se aflojan las cadenas, los soldados salía a las plazas y entraban a escudriñar las tiendas. Humanos al fin, muchos de ellos se enamoraron; algunos de las muchachas bellas de un pueblo de la sierra norteña, esa belleza fascinante de la que tantas veces les habían hablado y que hoy la tenían frente a ellos. Otros en cambio se enamoraron de la colega a quien conocieron en esa ciudad y que la casualidad había hecho que las miradas de ambos se encuentren en esta parte del mundo, en esos días… Uno nunca sabe en qué recodo de la vida encuentra el amor, así como uno nunca sabe en qué momento la vida se termina.

Lo cierto es que muchos de ellos se empezaron a acostumbrar, se hicieron parte de la gente y de los pueblos a los que llegaron; hicieron amigos y tuvieron novias, quizás de aquí a un tiempo se descubran esas historias, quizás a alguien se le ocurra poner al fruto de ese amor causado por una huelga el nombre de “Gregorio”, “Wilfredo”, “Marco” tal vez hasta “Ollanta”, uno nunca sabe y los seres humanos somos tan complejos…

Quién sabe si de aquí a unos años un padre le explique a su hija que conoció a su madre en Cajamarca, cuando lo enviaron a un pueblo por algunos disturbios y una huelga, quizás la muchacha ya con algunos años recién comprenda por qué le pusieron ese nombre tan difícil, y entonces entenderá por qué todas sus amigas tienen nombres diferentes como Katherine o Melisa, Diana o Marcela mientras ella se llama “Conga” siendo la hija consentida de un viejo militar que estuvo hace unos años – la edad que ahora ella tiene- En Cajamarca o Celendín. Quizás entonces recuerde cuando a través de los ojos de su madre veía un pueblo con casitas de adobe y recuerde el olor de un tiempo ido que se agita como el viento.


¿Por qué se aplasta o se ignora a la gente de Cajamarca, Espinar, de la Provincia del Datem del Marañón,…? ¿Por qué hay gente indignada frente a estos hechos y a otro grupo, simplemente no le importa o está de acuerdo-así el “Perú avanza”? Estas posiciones pro, anti o inocuas no son gratis, responden a un problema estructural aún no resuelto; por el contrario, cada vez más solapado con tendencias que no atacan la causa del problema, solo la maquillan o la atenúan; mientras que en ese ínterin vacilante millones de personas en el planeta la pasan re-mal o no logran sobrevivir. Los problemas de Perú son muy complejos, pero también responden  a uno central, planetario: el hombre es lobo del hombre y nos han hecho creer que eso es lo normal, que no hay otra solución.

Es bueno escuchar nuevamente el gran discurso antisistema del español Julio Anguita, nos puede hacer entender el problema central del planeta que produce los Baguazos, Cajamarca, Espinar, etc. Solo te tomará un cuarto de hora entender un problema de cientos o miles de años. Acá va: